CREO EN TÍ....
 
Creo en ti, porque eres
la solidaridad festiva;
la alegría
más que incondicional de mi presencia;
el desparpajo del ánimo y la fiesta
en donde, a veces,no hay
nada que festejar;
porque tu nombre puede convertirse
para el hombre más solo y deprimido
en un sinónimo de hogar.
 
   
 
Creo también en ti
porque eres
la astucia reflexiva
que observa y analiza mi silencio;
la sombra escurridiza
de la contemplación y del sigilo;
la paciencia furtiva y vigilante
que conoce su tiempo,
que nunca lucha en contra de sí misma:
porque personificas la violencia
sólo cuando hay que hacerlo.
Creo en ti, porque eres
explosiones repentinas
de una dicha desafiante;
porque tus retos son invitaciones
a desertar de la tristeza;
porque eres advertencia
del valor que posee  cada instante.
 
Creo también en ti
porque sueñas sin dormir;
porque vigilas la noche
-monedas de distancia-
porque conoces siempre la salida;
porque no dices nada
cuando no hay nada que decir.
 
        
 
Creo en ti, porque sabes
alzar la voz sin ofender,
porque tu dicha olvida
mi neurosis, a cambio
del más sencillo gesto;
porque eres la obediencia y la inquietud;
porque la vida para ti
siempre es un juego,
y sin embargo estás
cada vez que te requiero.
 
 
Creo también en ti
porque defiendes
tu independencia con garras y colmillos;
porque eres partidario
del respeto absoluto entre tú y yo;
porque lo hacés valer como un derecho
y entregas tu amistad con precaución,
porque te gustan
las tinieblas y el sol;
porque juegas con todo
pero tomas tu juego muy en serio.
 
 
Creo en ti, porque sabes
espantar mis nostalgias
con el esmero burdo de tu esencia;
porque corres más rápido que yo
pero siempre me esperas,
porque cuando la angustia me ensombrece
me invitas a pasear
y, a cambio de tu nombre
me regalas con toda tu atención
y tu lealtad.
 
 
Creo también en ti,
porque no aprendes nunca a obedecer;
porque confías en que yo te siga...
porque crees en mí;
porque  frotas mis momentos más negros
hasta obtener de ellos
el brillo de la tranquilidad;
porque acompañas mis naufragios
y conoces la vida en mis desiertos;
porque aquilatas bien
la soledad.
 

Editado por Alicia Ruthmann
 
Este página fue confeccionado con imágenes 
texto, música, etc, bajados de diferentes sitios de la web.
Si alguna persona tiene derechos de autor sobre algunos componentes
que se utilizaron para la confección de este página, por favor escribir
a amel@movi.com.ar  que inmediatamente seran retirado de la misma.
 
Este página fue realizada únicamente con fines educativos
humanitarios y por amor a nuestros perritos.
No fue confeccionada para uso y fines comerciales.